EntrenamientoRueda de prensaLiga BBVAParte MédicoHorario
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Cerrar aviso y continuar navegando
Coca-colaPatrocinador oficial del Levante UD
Copa:
Liga:
Temporada:
0
2
Levante UD
Jornada 1 / 24AGO2014
Ciutat de València
Villarreal CF
José Luis Mendilibar
Marcelino García
 
J. Fernández
 
Navarro
 
Barral
 
Nikos
 
El Adoua
 
Xumetra
 
V. Casadesús
 
Pedro López
 
Ivanschitz
 
Simao MJ
 
Camarasa
 
Victor Pérez
 
Rubén G.
 
Rafael
 
Asenjo
 
Uche
 
Giovani
 
Cani
 
Trigueros
 
Víctor
 
Cheryshev
 
Jaume Costa
 
Gabriel Paulist.
 
Bruno
 
Rukavina
 
Espinosa
 
Moisés
 
Luciano
Tamaño del texto |
Imprimir
Cambios
Levante UD: Barral (Rafael, min.71), Ivanschitz (Victor Pérez, min.56), Camarasa (Rubén G., min.62)

Villarreal CF: Uche (Moisés, min.67), Giovani (Luciano, min.79), Cani (Espinosa, min.62)

Goles
0-1. Uche, min. 55
0-2. Cheryshev, min. 85


Árbitro: David Fernández Borbalán.


A veces, en el marco del fútbol el limes de separación entre el bien y el mal es estrecho y sobre todo impredecible. El Levante lo sintió en sus carnes en el partido de apertura de un nuevo desafío liguero en Primera División. Fue capaz de sobrevivir en un ambiente sumamente hostil en el arranque de la confrontación ante un Villarreal de mirada felina y devastadora y quizás cuando empezó a sentirse más integrado con el desarrollo y la evolución del partido surgió la jugada protagonizada por Uche para desnortar a las huestes que prepara José Luis Mendilibar y cambiar el diseño de una confrontación que parecía caminar de manera pareja después de una epifanía terrorífica para el bloque propietario del Estadio Ciutat de València. Sufrió el colectivo granota de lo lindo sin apenas tiempo para aclimatarse al duelo, pero tuvo capacidad para reponerse y subsistir. No obstante, tras la diana del Submarino llegó la estocada mortal de Cheryshev.

No se antoja el Villarreal el mejor convidado para estrenar la competición liguera. Es una evidencia, tras el rastro y huella impresa que dejó tras de sí en los márgenes del coliseo de la entidad levantinista, que se encuentra dos cuerpos por encima de la mayoría de sus competidores. Lo venía demostrando a lo largo de un verano trufado con el triunfo y corroboró esta tendencia en el choque que abrió la Liga BBVA en Valencia. La Europa League se convierte en el Santo Grial del club amarillo. Y el trabajo de la actual pretemporada ha ido encaminado a adquirir el punto físico y también mental necesario para alcanzar ese reto que acaricia tras la demostración del pasado jueves en Kazajistan. La puesta en escena de grupo que entrena Marcelino fue sideral. Y espeluznante para los intereses del Levante. Los dos equipos evidenciaban roles antagónicos en la noche valenciana.

Es incuestionable que el plan urdido por Marcelino está mucho más estructurado que el guion propuesto por Mendilibar. Y parece lógico. El Levante vuelve a reinventarse como viene sucediendo cada periodo estival y necesita un intervalo temporal para adaptarse. El peligro pudo sentirse desde bien pronto. El balón de Cheryshev pasó silbando por las cercanías de la meta de Jesús Fernandez. Y minutos después el poste de la meta local escupió un cabezazo del atacante ruso. Cheryshev no necesitó de un caudal de tiempo muy prolongado para demostrar el peligro que tienen sus botas y la dinamita que lleva en su interior. Es un futbolista diferente. Con talante y talento. El Villarreal jugaba de memoria. Quizás la mejor noticia para los pupilos de preparador vasco fue el hecho de mantenerse erguido y totalmente asido al duelo cuando el cronómetro se posicionaba sobre el minuto quince. La meta de Jesús bordeó el caos y cada llegada amarilla significaba un quebradero de cabeza para la institución de Orriols.

El gol foráneo podía aventurarse, pero al Villarreal le faltó instinto y determinación para ajusticiar a su adversario en esa fase inicial. Y el feudo granota ya ha visto partido de esa índole con finales muy mudables y muy diferentes a las perspectivas creadas a priori. El Levante no se descompuso y comenzó a apretar los dientes para tratar de varias las coordenadas de la cita. Nikos convirtió la parte izquierda del campo en una diáfana y alargada pasarela para alcanzar los dominios de Asenjo. El Levante y su grada se animaron y el Villarreal dio un paso atrás. Sus salidas fulgurantes se espaciaban más. Camarasa adquirió preponderancia y peso en la línea de medios y el equipo azulgrana creció y pisó el área del arquero amarillo. No obstante, todo mutó con el gol de Uche. Mendilibar apostó por la caballería pesada con la aparición de Rubén y Rafael, pero al Levante ese ciclo del enfrentamiento le sobró horizontalidad y le faltó más profundidad y una proposición de juego más mancomunada. El bloque era excesivamente largo. Con el argumento del partido ya definido apareció Cheryshev para enterrar las ilusiones azulgranas en el debut liguero.





Rueda de prensa de Mendilibar previa al partido ante el Athletic Club
Rueda de prensa de Mendilibar previa al partido ante el Athletic Club
28/08/2014
AmstelCoca-colaLaCaixaLevante WagenNikeValència, Terra i Mar